Despiértate cada día con energía

Plan para vivir cada día lleno de energía

¿Te sientes constantemente cansado, sin energía? Esto suele ser consecuencia de una rutina mal planteada en la que se te olvida comer saludablemente, dormir bien y desconectar de vez en cuando. Caer en esta trampa es bastante sencillo: un trabajo estresante, atender por encima de todo a los niños, demasiados impulsos electrónicos…provocan que nos olvidemos de lo más básico que necesitamos para funcionar correctamente.

Para evitarlo piensa en incluir en tu horario los siguientes hábitos ¡Te ayudarán a mantener las pilas bien cargadas y te sentirás lleno de energía!

– 7:00 DESPIÉRTATE PRONTO: Muchos estudios demuestran que la gente que se levanta pronto es más organizada y proactiva que aquellos más perezosos. Procura que no se te peguen las sabanas y así tendrás más tiempo y mejor humor para plantearte tu jornada.

– 7:30 DESAYUNA BIEN: El desayuno es la comida más importante. ¡No te la saltes! Te aportará la fuerza necesaria para afrontar el día. Además si optas por los hidratos de carbono para acompañar tu café mantendrás tus niveles de energía equilibrados el resto del día.

– 10:30 DATE UN RESPIRO TECNOLÓGICO: E-mails, mensajes, llamadas…nos absorben energía rápidamente. Seguro que lo has notado. Desconectar unos minutos te ayudarán a retomar más despejado la actividad que dejaste.

– 11:30 PICA ALGO: Para no llegar hambriento a la hora de comer y recargar las pilas. Fruta, dátiles, frutos secos…Los snacks ligeros son perfectos para este momento.

– 14:30 DEDÍCALE TIEMPO A TU COMIDA: Resístete a “engullir” cualquier cosa en la mesa de la oficina o de pie. La hora de la comida es otro momento de desconexión. ¡Saboréala!

– 16:00 LLAMA A ALGUIEN A QUIEN QUIERAS: Quedan unas horas por delante para acabar el día y hablar con alguien a quien quieres te animará seguro.

– 18:30 MUÉVETE: Actívate con algo de ejercicio. Si no te gusta el gimnasio prueba a darte un paseo, subir unas escaleras o bailar en casa. Si has pasado mucho tiempo sentada tu cuerpo lo agradecerá.

– 20:00 DÚCHATE CON AGUA FRÍA: No solo es bueno para la circulación sino también para luchar contra esa fatiga que a veces nos inmoviliza al final de la tarde. Si eres friolero prueba con solo unos segundos “fríos” al final. ¡Te sentirás como nuevo!

– 20:30 CENA PRONTO: Se dice que la cena adecuada debe hacerse al menos tres horas antes de irse a la cama. De este modo podrás dormir mejor y con la suficiente energía para el día siguiente.

– 10:30 DETOX DIGITAL ANTES DE IRTE A LA CAMA: Deja las pantallas de lado y antes de dormir prueba a leer un libro, escuchar música relajante o hacer algunas respiraciones profundas. Conciliaras el sueño fácilmente.

– 11:00 DUERME ENTRE 7 Y 9 HORAS: Los beneficios que aporta dormir bien son muchísimos: Reduce el estrés, estamos de mejor humor, equilibra nuestro metabolismo… ¿Te lo quieres perder?

Photo by: picjumbo.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *